Argentina, por noveno mes consecutivo caen los préstamos personales, 37% en el 2019

Argentina, por noveno mes consecutivo caen los préstamos personales, 37% en el 2019

Finalizando el último mes del año, los préstamos personales vuelven a presentar una disminución respecto al mes anterior, esta vez la caída fue del 1,1%. No obstante, ya son 9 los meses consecutivos de caída de los saldos. En términos interanuales, el decrecimiento nominal fue del 4,9%. Sin embargo, si analizamos la inflación anual, la caída real ronda el 37% interanual.

Finalizando el 2019, el saldo total de préstamos en pesos al sector privado alcanza un nivel de $1.867.338 millones, representando una suba en los últimos 365 días de $296.301 millones, equivalente a un aumento del 18,9% anual. Si bien en términos reales durante el último año acumula una notable baja, dado que la inflación supera el 50% en ese período, en los últimos 90 días dicha contracción comenzó a disminuir, creciendo un 11,6% en términos nominales en dicho período.

A continuación, desglosamos las principales líneas de préstamos, las cuales presentan notables diferencias entre sí en su comportamiento:

Los préstamos personales presentan una leve disminución respecto al mes anterior, arrojando una caída del 1,1%. El saldo bajó a $ 399.104 millones para el total acumulado, presentando un decrecimiento interanual en términos nominales del 4,9%, contra los $ 419.546 millones al cierre del mismo mes del año anterior. “Como prueba de esta tendencia a la baja en la línea, podemos indicar que ya son 9 los meses consecutivos de caída de los saldos. La palabra que domina esta parte del año es “cautela”: las entidades financieras priorizan la liquidez y restringen la oferta a nuevos clientes o sectores endeudados y la demanda espera mejores tiempos para realizar erogaciones que necesiten la obtención de un préstamo”, explicó Guillermo Barbero, Socio de FIRST CAPITAL GROUP.

La operatoria a través de tarjetas de crédito registra un saldo de $568.346 millones, lo cual significa un aumento del 5,6% respecto al cierre del mes pasado. El crecimiento interanual llegó al 51,4%, estando muy cercano a la inflación. “Este segmento del mercado explica gran parte de la variación trimestral del total de préstamos, incrementándose en los últimos tres meses por un total acumulado del orden de los $ 113.820 millones equivalentes al 25%. Esta línea de crédito mantiene la preferencia del público a la hora de elegir un endeudamiento, sobre todo gracias a la utilización del programa “Ahora 12” de cuotas sin interés, asimismo es muy elegida por los comerciantes a la hora de promocionar sus ventas”.

Los créditos hipotecarios, incluidos los ajustables por inflación/UVA, marcaron una leve mejora con respecto al stock de $ 214.017 millones del mes anterior, acumulando un saldo total al cierre de $ 214.975 millones y un crecimiento interanual del 1,9%. “La suba del valor de las propiedades nominadas en dólares, ha provocado el estancamiento del mercado hipotecario, a su vez los consumidores y Bancos esperan novedades en la implementación de los ajustes de las cuotas por parte de las nuevas autoridades del BCRA “, aseguró Barbero.

La línea de créditos prendarios presenta un saldo de la cartera de $ 77.963 millones, evidenciando un retroceso del 20% versus la cartera a fines del mismo mes de 2018 de $ 97.398 millones. La variación con respecto al saldo del mes anterior marcó una caída del 3,3%, acentuando la tendencia evidenciada el último año. “La caída del mercado de los automotores cero km explican en parte la baja de la operatoria de prendas, pero también hay que resaltar que las altas tasas de financiación que estuvieron vigentes durante el último año, completaron un panorama muy adverso para la misma”, continuó Barbero.

En relación a los préstamos comerciales, esta línea ha experimentado un aumento con relación al saldo que se observó el mes pasado: el mismo fue del 3,9%, ubicándola con un stock de cartera de $ 510.444. La variación interanual presenta un incremento del 29,6%. “En el último trimestre observamos un crecimiento del 15,3% de la cartera comercial, coincide con las mayores necesidades de dólares de las entidades financieras: se observan cancelaciones de préstamos en dólares, los cuales son reemplazado en parte por préstamos en pesos”, explicó.

En cuanto a los préstamos en dólares, respecto del mes pasado han tenido una caída del 6,5%, presentando una disminución interanual del 32,7%. Las nuevas restricciones de acceso al mercado cambiario han contribuido a que la baja en estas operaciones se profundice. El 76,01% del total de la deuda en moneda extranjera sigue siendo la línea de comerciales, ya que la financiación en dólares está sujeta a empresas que puedan originar ingresos en divisas. Como mencionáramos más arriba, para atender los retiros de los depósitos en dólares, los Bancos disminuyeron las nuevas colocaciones.

La línea de hipotecarios, sigue presentando un crecimiento interanual significativo, ubicándose en un 5,9%, de todas formas es una línea que solo representa el 3,67% de la deuda total en dólares.

Las tarjetas de crédito registraron una fuerte suba en relación al mes anterior del 15,4%, llevando a un aumento interanual del 6,4%. “La nueva disposición sobre los pagos en dólares de las tarjetas de crédito seguramente modificará el comportamiento futuro de la operatoria, veremos hasta donde afecta el desarrollo de la misma”, finalizó Barbero.